58
9 shares, 58 points

Etta López, ha desarrollado un nuevo método para dejar fumar, consiste en pegarle a un policía, para luego ir presa.

Etta López, de 31 años de edad, estuvo varias horas esperando a la salida de la prisión del condado de Sacramento (EEUU) a que saliera un agente de policía.

Matt Campoy, fue el primer policía en toparse con Etta. “De pronto, apareció de la nada y sin mediar provocación, me dio un tortazo en la cara”, cuenta Matt. Tal como había planeado la mujer el policía la detuvo por agresión.

Al ser llevada frente al juez, Etta reconoció el objetico principal de su plan. “estaba fumando demasiado y considere que lo mejor era entrar en prisión lejos de las máquinas expendedoras de tabaco”

“Hay maneras más sencillas de dejar de fumar”, explica un representante de un grupo anti-tabaco de la comunidad. “Si alguien está llegando a estos extremos para abandonar el hábito es que tenemos un grave problema”, agrego.

 

 


Like it? Share with your friends!

58
9 shares, 58 points

What's Your Reaction?

confuso confuso
5
confuso
divertido divertido
1
divertido
fascinado fascinado
10
fascinado
enojado enojado
9
enojado
jajaja jajaja
8
jajaja
amor amor
7
amor

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Send this to a friend