89
37 shares, 89 points

mal-olor-pedo

Si estás cansado de bajar las ventanillas del automóvil durante largos viajes en automóvil, o no mover las sabanas para no delatarte… ¡esto es para ti!

A partir de hoy puedes hacer que tus gasecitos puedan tener una variedad de aromas, desde sabor a chocolate, hasta aroma de rosas.

Y todo esto, se lo debemos a Christian Poincheval (¡ni idea quien es este tipo, pero aplausos!!!)

El producto de origen francés se denomina PilulePet (y si, es francés, no se podía llamar pedorreate tranquilo….) y surge cuando nuestro amigo Christian realizo una comida de olor particularmente desagradable, donde los invitados a la cena no podían soportar los olores que emitía.

Él dijo: “Estábamos en una mesa con amigos después de una copiosa comida cuando casi nos asfixiamos con nuestros pedos malolientes. Ese gas no era bueno para nuestros vecinos de la mesa, así que había que hacer algo al respecto”.

Y así nació su compañía, Lutin Malin. Comenzando a desarrollar las píldoras en 2007 y ahora tiene una variedad de ellas, vendiéndolas en varios aromas diferentes.

pedos-de-fragancias

Según la compañía las píldoras son completamente naturales, solo un “suplemento dietético basado en ingredientes naturales”.

Las pastillas vienen en esencias como:  chocolate navideño, lirio del Primero de Mayo, jengibre de San Valentín, violetas y rosas, se venden por aproximadamente  17 Euros por botella.

Sin embargo, algunos de los paquetes están actualmente a la venta por 13.52 Euros.

Mi única duda es: ¿Como sera el jengibre de San Valentín?


Like it? Share with your friends!

89
37 shares, 89 points

What's Your Reaction?

confuso confuso
2
confuso
divertido divertido
11
divertido
fascinado fascinado
7
fascinado
enojado enojado
6
enojado
jajaja jajaja
6
jajaja
amor amor
4
amor

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Send this to a friend