web analytics

Solamente se excita con el olor de las palomitas de maíz

“Si no huele palomitas, no puedo estar con una mujer”

palomitas de maiz-afrodisiaco01

Fernando Torres es un ciudadano de Madrid, España, que solamente se excita con el olor de las palomitas de maíz (llámese también pochoclo)

Como dice el refrán, en caso de gustos no hay nada escrito.  Es que Fernando arrastra este problema desde que tuvo una aventura amorosa con una chica que trabajaba en un cine (obviamente). La chica tenía novio y solamente podían encontrarse a escondidas en la oscuridad de la sala del cine.

“Si no huelo a palomitas, no me puedo excitar.  Ese olor me recuerda momentos, me agrada mucho”

Aunque ya han pasado un par de años desde aquel amor que lo marco para el resto de sus días, Fernando no ha podido superar su problema.

Actualmente cuando tiene una cita con una mujer, la invita a su casa y 10 minutos antes de que llegue, prepara palomitas de maíz. Si la cita es en su automóvil, deja bolsitas del snack en la guantera del automóvil  para que huela a palomitas, por si la cita se pone romántica.

“Si no huele  palomitas, no puedo estar con una chica”, concluye Fernando.

Lo peor de todo es que Fernando es incapaz de comerse las palomitas. Solamente las quiere para sentir su aroma y ponerse cachondo.

Si pensaste que Fernando está un poco loco, debes retractarte. Según publicó la prestigiosa revista Men’s Health, las palomitas de maíz despiertan el apetito amoroso.  La mágica razón es que contienen un nutriente llamado Arginina, el cual mejora el pulso sanguíneo y aumenta la excitación de los hombres.

Leave a Reply

Your email address will not be published.