web analytics

Las mujeres que tiene hijo después de los 30 viven más tiempo

Las mujeres que habían tenido su último hijo de forma natural después de los 33 años tienen más del doble de probabilidades de vivir hasta los 95 años.

embarazo-despues-de-los-30




Una nueva investigación sugiere que las mujeres que tiene familia después de los 30 años, viven más tiempo.

El estudio fue llevado a cabo por Thomas Perls, profesor de la Universidad de Boston Medical Center. Para el estudio se tomó una muestra de 462 mujeres. Los investigadores encontraron que las mujeres que habían tenido su último hijo de forma natural después de los 33 años tienen más del doble de probabilidades de vivir hasta los 95 años o más en comparación con las mujeres que habían tenido su último hijo a los 29 años.

Según el estudio los investigadores creen que el gen que permite a las mujeres tener hijos a una edad más avanzada es el mismo que hace más lento el envejecimiento y disminuye el riesgo de enfermedades relacionadas con la edad, como ser enfermedades cardíacas y el cáncer.

Mientras que las madres de mayor edad podrían ser capaces de mirar hacia adelante a una vida más larga, el profesor Thomas Perls subrayó que el estudio no analizó en ningún momento problemas congénitos en las mujeres encuestadas, y advirtió que los hallazgos del presente estudio no deben ser tomados como una razón para que las mujeres retrasen deliberadamente la edad para tener niños.

Si bien los resultados del estudio son concluyentes, debemos tener en cuenta que después de los 33 años de edad de la mujer aumenta potencialmente el riesgo de problemas congénitos.







 

One Response to "Las mujeres que tiene hijo después de los 30 viven más tiempo"

  1. Martínez  16 marzo, 2017 at 12:09

    Esoe s porque las estadísiticas de mortalidad se hacen sobre las naciana sy antiguamente no había te´cnicas de reproducicóna sistida ni FIV, las que tenían hijso ma´s atrde sencillamente era porque estaban programadas genéticamente para envejecer más tarde y vivir más, así eran fértiles de forma natural durante más tiempo. Y por eso, las madres añosas que hoy son ancianas centenarias, vivían mas´. Las de ahora no va a ser así, aunque habrá una diferencia positiva de longevidad en las primerizas añosas, pero no tan grande (en longevidad la genética influye un 80% y un 20% los hábitos de vida). Lo que sí influye hoy es que las madres primerizas de hoy con más edad suelen tener más formación y cualificación profesional, por eso postergan la maternidad, y eso les da más dinero y formación para mejores tratamientos médicos y mejor alimentación (que depende más del nivel educativo y menos del económico), y eso sí alarga la vida. Además, las células madre fetales, eso es verdad contribuyen a al regeneración de tejidos en la mujer, y en eso sí podría ayudar a la madre añosa a rejuvenecer, pero también a su efecto paralelo: a más cáncer (las células madre contienen factores de crecimiento que utilizan los tumores). Por otro lado, las madres primerizas añosas teinen pcoos hijos, uno o dos, y teienden a formarlos d eforma superior para que trabajen en el extranjero, por lo que alcanzan la vejez con más frecuencia solas, sin hijos cerca ni marido (con más dinero se divorcian mas´, porque no dependen del varón) que las cuide, así que el efecto “familia enfermera” les desaparece y eso hará disminuir la esperanza de vida de los ancianos, calculo, unos 15 años (las personas sin hijos, sobre todo sin hijas o con pocos hijos sobreviven mucho menos que las que los tienen y tienen más, y las solas menos que las casadas). en los hospitales lo vemos: siempre que tenemos una hija a la que llamar para cuidar al anciano accidentado, ese sobrevive más.

    Responder

Leave a Reply

Your email address will not be published.